martes, 31 de julio de 2012

Selección española Sub-19: Herederos de oro de una generación de leyenda

La selección española de fútbol lleva deleitando al mundo los últimos cuatro años, con triunfos nunca antes cosechados por este país, e impregnados por un estilo único y espectacular, que han hecho aún más legendario si cabe todos estos logros. La última final de la Eurocopa celebrada en Polonia, en la que el conjunto dirigido por Vicente del Bosque apalizó a la brillante Italia de Prandelli, hizo además entrar en la leyenda a una generación que muchos consideramos irrepetible, y que tiene en jugadores grandiosos como Iker Casillas, Xavi Hernández o Andrés Iniesta, a sus grandes símbolos, que el día de mañana pasarán a ser mitos, si no lo son ya. Pero aunque pocas veces en la historia se da la circunstancia de que futbolistas de semejante nivel coincidan en una misma hornada, el fútbol español puede vivir tranquilo de cara al futuro, ya que es uno de los paises que mejor cuida su cantera, como se puede ver en la multitud de éxitos cosechados por las selecciones inferiores, el último, hace apenas algunas semanas, el combinado sub-19.


El conjunto dirigido por Julen Lopetegui ha seguido la línea del primer equipo español, con la posesión de la pelota como idea primordial en su juego, priorizando el toque y la verticalidad, ayudado de varios futbolistas que tienen en su técnica individual una de sus principales armas. No es un conjunto que destaque por su potencial físico, ni en presencia ni en resistencia, tampoco por ser un equipo ampliamente trabajado tácticamente, pero si por poseer grandes dosis de talento de muchos de sus integrantes, ir a por el rival en todo momento y tener en el control de la pelota la principal forma de defensa. A continuación vamos a desgranar de forma más exhaustiva, los principales responsables de la consecución de éste Europeo sub-19 por parte de 'la rojita'.


Kepa Arrizabalaga Revuelta

Uno de las grandes revelaciones de la selección española en éste torneo, ha estado sin dudas en su portería, donde quizás uno de los chavales menos conocidos, Kepa Arrizabalaga, 17 años, (3 de Octubre de 1994, Bizkaia, España), se ha erigido como uno de los grandes baluartes del conjunto de Julen Lopetegui, con excelentes actuaciones en los momentos trascendentales. Su andadura futbolística está ligada, única y exclusivamente a un club, el Athletic . Ahí se ha formado desde bien pequeño y ahí continúa dando pasos para llegar al primer equipo, un sueño cada vez más cercano. Su ficha forma parte del C.D Baskonia -el tercer equipo del club rojiblanco-, y aunque aún no ha pasado por el Bilbao Athletic, ya es un asíduo en los entrenamientos a las órdenes de Marcelo Bielsa, algo que demuestra la confianza que tienen en Lezama con este prometedor cancerbero. Un habitual en los escalafones inferiores de la selección, en éste Europeo sub-19 ha rayado a gran nivel, siendo decisivo en la semifinal ante Francia, donde además de cuajar una gran actuación durante los 90 minutos reglamentarios, detuvo dos lanzamientos en la tanda de penaltis, que fueron determinantes para que su equipo obtuviera el billete para la final.

Kepa es un guardameta que puede engañar a simple vista, ya que parece mucho más liviano físicamente de lo que en realidad es. Con 1,86 metros de altura y unos 81 kg de peso, aún debe ganar en fortaleza y masa muscular, sin embargo ello no le es óbice para dominar todos los aspectos que debe controlar un portero. Tiene dos grandes puntos a su favor, y son la tranquilidad que posee en todo momento, y la seguridad que transmite a sus compañeros. Sobrio y muy regular, quizás no le veamos adornarse con gestos de cara a la galería, pero en pocas ocasiones se le aprecian errores. Todo un seguro bajo palos, se muestra muy fiable, con excelentes reflejos y una gran capacidad de reacción. Tampoco le falta autoridad cuando tiene que salir de su portería, mostrando buen juego aéreo, aunque hay que decir que en ocasiones debe mostrar más decisión. Se complica poco con los pies. Pese a su aspecto aniñado, también ha demostrado personalidad y capacidad de mando ante su defensa.


Jonathan Castro Otto

Todo buen conjunto que se precie debe tener jugadores cuyo papel no sea tan “mediático”, pero igualmente importante. Quizás ese papel, al menos en el aspecto defensivo, en esta selección lo protagoniza Jonathan Castro, 18 años, (3 de Marzo de 1994, Vigo, España), un jugador de equipo, solidario en el esfuerzo y que siempre antepone el bien del colectivo al personal. Formado en los equipos inferiores del Celta de Vigo, en A Madroa es considerado como una de las grandes perlas del cuadro vigués de cara al futuro, pero con protagonismo en el presente. La temporada pasada fue crucial para él, ya que pasó del Juvenil DH al filial, con el que no pudo evitar el descenso a Tercera, además de conseguir la Copa Atlántico con la selección sub-19. Paco Herrera lo conoce bien, y ha tenido palabras de elogio para él, por lo que no sería de extrañar verle más pronto que tarde con el primer equipo 'celtiña'.

Jonathan Castro o 'Jonny', como también es conocido, es un defensor en el más amplio abanico de la palabra, ya que tiene en la polivalencia una de sus principales cualidades. Su puesto original es el de lateral derecho, pero a decir verdad puede desenvolverse en cualquier posición de la zaga, y lo más importante, en todas ellas cumple. En este Europeo también lo hemos visto de central, demarcación para la que suple su falta de condiciones físicas, apenas 1,75 metros de altura, con una gran concentración y colocación. Rápido, muy metido en el partido en todo momento, es difícil verle cometer despistes o faltas de concentración. Disciplinado en la marca, va bien al cruce y es muy correoso en el uno contra uno, siendo sumamente complicado de desbordar. Con una aceptable técnica, tiene mucho criterio a la hora de recorrer el carril, anteponiendo la seguridad defensiva a las apariciones en el ataque. Jonny es el comodín que cualquier entrenador desea tener, derroche de trabajo, sacrificio y versatilidad defensiva.


Derik Osede Prieto

El gran estandarte de la zaga española tiene nombres y apellidos, los de Derik Osede, 19 años, (21 de Febrero de 1993, Madrid, España). De padre nigeriano y madre española, Derik ingresó en los escalafones inferiores del Real Madrid con apenas 9 años, y desde entonces se ha formado como jugador escalando por todos los equipos inferiores del conjunto blanco. Actualmente milita en el Real Madrid C, que la temporada pasada consiguió clasificarse para los play off de ascenso a Segunda división B, aunque fueron eliminados en la última ronda, si bien el equipo blanco disputará dicha categoría tras haber obtenido una de las 5 plazas vacantes a través de la federación. Los técnicos madridistas han decidido que Derik promocione, por lo que ésta temporada jugará en Segunda división con el Real Madrid Castilla, continuando así con una proyección meteórica que le está llevando a quemar etapas de forma vertiginosa. Es uno de los hombres más importantes para Julen Lopetegui, habiendo disputado todos los minutos posibles de éste torneo.

Derik Osede es un defensa central diestro, aunque suele desenvolverse en el lado izquierdo del centro de la zaga. Destaca a simple vista por una notable corpulencia física, sus 183 centímetros y 74 kg, además de poseer bastante fuerza, son una buena carta de presentación para luchar ante cualquier delantero que se le presente. Tiene en el juego aéreo una de sus principales bazas, mostrándose seguro en tareas defensivas e incorporándose siempre que tiene ocasión al ataque, ocasionando en todo momento un gran peligro para el rival en las jugadas a balón parado. Con buena colocación, tácticamente es un jugador muy disciplinado, aunque tiene que pulir algunos despistes en la marca, sobre todo en jugadas a balón parado. Contundente y expeditivo, es rápido y va muy bien al corte, concendiendo pocos espacios al rival en el uno contra uno. Con buena salida de balón, no le veremos arrancar con la pelota controlada, pero combina bien con los jugadores más capacitados para iniciar la jugada, siendo difícil verle rifar la pelota o recurrir al pelotazo.


Jonás Ramalho Chimeno

No partió como titular en los esquemas iniciales de Lopetegui, pero la lesión de Manquillo trastocó los planes, hizo pasar a 'Jonny' al lateral derecho y Jonás Ramalho, 19 años, (10 de Junio de 1993, Baracaldo, España), se hizo con un puesto de titular que ya no abandonó durante el resto del torneo, gracias su buen hacer y a la fiable dupla que ha formado junto a Derik Osede. De ascendencia angoleaña, Ramalho llegó al Athletic con apenas 10 años, y desde entonces ha permanecido en la displina bilbaína hasta que en Noviembre pasado dio el salto al primer equipo, debutando en un partido liguero ante el Sevilla. Con la selección también tiene una trayectoria ya bastante formada para su corta edad, ya que ha disputado Mundial y Eurocopa con la sub-17, proclamándose subcampeón en éste última, además del título de éste verano con la sub-19.

Jonás Ramalho es un defensa central diestro, que también puede jugar en el lateral derecho, posición en la que ha actuado en innumerables ocasiones. Dotado de una considerable corpulencia física, es muy difícil de superar en el uno contra uno por cualquier rival, mostrándose muy contuendente y expeditivo en todo momento. Va muy bien en el juego aéreo, tanto en defensa como cuando se incorpora al ataque. Se complica poco con el balón en los pies. Salvo contados despistes, suele demostrar una importante capacidad de concentración, siempre encima del delantero y yendo de forma oportuna y eficaz al cruce. Además, su rapidez también le facilita la labor para salir vencedor en las distancias largas frente a los atacantes.


Alejandro Grimaldo García

El jugador más joven de éste torneo ha dejado bien claro que pese a la diferencia de edad con muchos de sus compañeros y rivales, es uno de los nombres a tener más en cuenta de ésta generación. Con tan solo 16 años, (20 de Septiembre de 1995, Valencia, España), Alejandro Grimaldo es todo un ejemplo de precocidad, formando parte ya del segundo equipo del F.C. Barcelona, a las órdenes de Eusebio Sacristán. Su carrera comenzó en el Valencia, antes de dar el salto a 'Can Barça', donde llegó con apenas 12 años, teniendo desde entonces una proyección meteórica. Se proclamó campeón de Liga y Copa con el equipo juvenil blaugrana, y en Septiembre del año pasado pasó a ser el jugador más joven en debutar con el filial barcelonista, desbancando de ese record a Haruna Babangida. En la temporada que está a punto de comenzar lo veremos militar en Segunda A, siendo ya jugador de pleno derecho del segundo equipo azulgrana. Con la selección es todo un fijo en categorías inferiores, con la que ya ha sido internacional sub-16, sub-17 y actualmente con la sub-19.

Alejandro Grimaldo es un lateral izquierdo, que destaca por su enorme proyección ofensiva y su capacidad para volcar el juego del equipo hacia su costado, siendo imposible de contabilizar las ocasiones en las que recorre todo el carril zurdo, llegando hasta línea de fondo. Pese a su escasa estatura, apenas 1,72 metros, Grimaldo posee unas piernas fuertes y una gran potencia en sus cabalgadas hacia el ataque. Rápido y dotado de un excelente trato del esférico, otorga una gran salida de balón desde la defensa. Con una depurada técnica individual, se convierte en un puñal constante para el rival, creando un gran peligro por su tremenda profundidad y habilidad para desbordar, siendo habitual en él doblar con mucha inteligencia al extremo, convirtiéndose en una baza importantísima para el ataque de su equipo y finalizando la mayoría de veces la jugada de manera muy acertada, ya sea combinando u optando por su preciso centro. A estas virtudes suma un compromiso en labores defensivas que le hacen mostrarse siempre muy cumplidor, pegajoso y duro de sobrepasar en el uno contra uno, aunque en ocasiones debe mostrarse más contundente.


José Gómez Campaña

Todo buen equipo que se precie necesita un jugador cuya función en la zona ancha del campo sea más oscura que lucida. Para el combinado de Julen Lopetegui, ese papel lo ha desempeñado a la perfección José Gómez Campaña, 19 años, (31 de Mayo de 1993, Sevilla, España), que se ha convertido en un hombre clave para “la rojita”, creciendo en participación y protagonismo a medida que ha avanzado el torneo. Sin embargo, su rol fundamental en los escalafones inferiores de la selección, contrasta con la rara situación que vive en el Sevilla, su club de toda la vida y en el que se ha formado desde bien pequeño, pero que parece no depositar en él la confianza necesaria para que el jugador se asiente en la élite. Pese a que la pasada campaña realizó la pretemporada a las órdenes de Marcelino y obtuvo una ficha en el primer equipo, nunca gozó con la continuidad necesaria para demostrar sus condiciones, algo que siguió sin variar con la llegada de Michel, que pese a alinearlo como titular en su primer envite, no le dio bola el resto de la temporada. Éste verano se ha comentado la posibilidad de que salga cedido, algo que aún no se descarta tras la llegada de varios refuerzos en su posición, como Javi Hervás, Geoffrey Kondogbia o Hedwiges Maduro, aunque de momento el joven hispalense continúa intentando convencer al técnico madrileño.

Campaña es un mediocentro diestro, de buena presencia física, que podemos definir como un mediocentro realmente completo, ya que a sus buenos conceptos tácticos y su gran criterio con el balón en los pies, une una capacidad francamente interesante para desenvolverse, tanto de pivote defensivo, puesto que ha desempeñado en éste Europeo, como ayudando a la creación y organización del juego, gracias a su buen toque de balón y claridad para la distribución. Muy astuto a la hora de posicionarse, no es un mediocentro que destaque por un excesivo despliegue físico, ni un derroche de fuerza o briega, pero si aporta un equilibrio fundamental al equipo, yendo muy bien al corte, para una vez recuperada la posesión, tocar fácil y rápido, dando una gran fluidez al juego. Realiza muy buenas coberturas en defensa, mostrándose muy atento en todo momento. Quizás debe ser más alegre a la hora de aparecer con mayor frecuencia por posiciones ofensivas, para poner en práctica su peligroso disparo desde media distancia. Si a su fútbol suma un punto de agresividad y coraje, lo tiene todo para convertirse en un mediocentro de muchos quilates.


Jesús Fernández “Suso”

Al igual que ocurre con la absoluta, ésta selección tiene su punto fuerte en el centro del campo, la sala de máquinas donde se fabrica un fútbol elaborado y siempre con la pelota como protagonista estelar. En ese ambiente destaca otro de los 'jugones' de ésta generación, Jesús Fernández, más conocido como Suso, 18 años, (19 de Noviembre de 1993, Algeciras, España), que a la vez que triunfa con los equipos menores de la selección española, se forma en el equipo reservas del Liverpool, club al que arribó en 2010, procedente del Cádiz C.F. Los 'reds' lo tienen bien atado contractualmente, y no sería de extrañar que en la campaña venidera hiciese acto de presencia por el primer equipo, a las órdenes del nuevo técnico Brendan Rodgers, en un club que busca implantar entre su filosofía futbolística un juego de toque y combinativo que a Suso le puede venir de perlas.

Suso es un mediocentro zurdo, de carácter creativo, al que hacen falta pocos minutos para ver que derrocha un inmenso talento desde su pierna izquierda. También puede jugar por delante de dos mediocentros, en un trivote que le haga estar algo más liberado de tareas defensivas. Dotado de una excelsa técnica individual y un magnífico manejo de la pelota, que le permite distribuir el juego, lo que unido a su formidable visión de juego y una precisión exquisita en todo lo que hace con su zurda, le hacen ser un asistente perfecto, tanto en pases corto como en desplazamientos de balón en largo. Habitúa a regalar gestos técnicos espectaculares, como controles de primeras, regates en especios cortos, taconazos... Su principal lunar es que es un jugador algo intermitente, por lo en ocasiones, suele desaparecer de los partidos, mostrándose un tanto irregular. Su genial dominio del esférico también lo demuestra en la pegada a portería, tanto con la pelota en movimientos como en jugadas de estrategia, donde suele mostrar una puntería muy afinada.


Saúl Ñíguez Esclápez

El cometido de 'jugador comodín' en el equipo de Julen Lopetegui se puede decir que lo ha desempeñado Saúl Níguez, 18 años, (21 de Noviembre de 1994, Alicante, España). Su andadura ene l mundo del fútbol comenzó en el Real Madrid, pero en categoría cadete dio el salto al eterno rival, para enrolarse en la cantera del Atlético de Madrid. Internacional sub-16, sub-17 y ahora en la sub-19, Saúl está considerado dentro del club colchonero como una de las perlas de mayor futuro de la cantera rojiblanca. Con apenas 15 años Quique Sánchez Flores lo tenía en cuenta para entrenar con el primer equipo, pero fue el 'Cholo' Simeone el que le dio la alternativa el pasado mes de Marzo, debutando en la Europa League, en los últimos minutos del partido que enfrento al Atleti ante el Besiktas en el Vicente Calderón. Actualmente realizará la pretemporada con el primer equipo, junto a su compañero de selección y de club Oliver Torres.

Saúl es un centrocampista diestro, de notable corpulencia física, espigado y fuerte, que tiene en la polivalencia una de sus mayores virtudes, lo que le permite jugar en varias posiciones, pudiendo desempeñar tanto un papel más defensivo y de briega, ayudando en la contención, pero también lo puede hacer escorado en banda, aportando trabajo y aprovechando su fantástica llegada desde segunda línea. Jugador de equipo, laborioso, presta muy buenas ayudas en tareas defensivas, realizando en ocasiones una labor poco vistosa pero tremendamente necesaria. Con buen toque de balón, es preciso en el pase en corto, demostrando en todo momento ser muy aplicado tácticamente. Su buena técnica también le hacen ser un jugador más que interesante a medida que avanza metros y se asoma por la portería contraria.


Denis Suárez

Cuando decimos que el punto fuerte de ésta selección se encuentra en su centro del campos, los argumentos son tanto de número de sus integrantes como por la calidad de los mismos. Tal es la competitividad en esa parcela, que jugadores con un futuro espléndido no han podido hacerse con un puesto de titular. Ese es el caso de Denis Suárez, 18 años, (6 de Enero de 1994, Pontevedra, España), que aunque no ha sido uno de los fijos para Lopetegui en el once inicial, si que ha tenido una gran relevancia a la hora de ser el primer cambio, aportando siempre variantes muy interesantes a éste equipo. Denis comenzó a jugar al fútbol en la cantera del Celta de Vigo, pero en Mayo de 2011 partió hacia Manchester City, una vez que los 'sky blues' pusieron en él sus ojos, previa negociación con el equipo gallego. Con el club 'citizen' estuvo la temporada pasada en el equipo reservas, aunque era un habitual en los entrenamientos con los profesionales, yendo convocado a varios encuentros de liga e incluso debutando en un choque de la Carling Cup. Como premio al trabajo casi diario con los mayores, Mancini convocó tanto a Denis como a varios jugadores del reserva al partido decisivo ante el QPR, en el que posteriormente conseguiría la Premier el City.

Denis Suárez es un centrocampista diestro, de marcado perfil ofensivo, que puede actuar tanto en mediocampo como algo más adelantado, haciendo las veces de mediapunta, e incluso escorado a un costado, pero siempre con bastante libertad de movimientos. Posee un talento descomunal con el balón en los pies, está dotado de una enorme calidad técnica individual y un fabuloso dominio de la bola. Hábil, rápido, tanto de piernas como de mente, y descarado, no tiene problemas en buscar al defensor en el uno contra uno, sabedor de sus buenas condiciones para desbordar. También hay que destacar su importante llegada al área rival y la clarividencia que tiene en los últimos metros. Se maneja a la perfección entre líneas y cuando encuentra espacios, aprovechando su buena visión de juego tanto para asistir como para finalizar, ya que también posee cierta facilidad para hacer gol.


Jesé Rodríguez Ruiz

Aunque como hemos comentado antes, la parte esencial de éste combinado sub-19 se encontraba en el centro del campo, la parte ofensiva del equipo presentaba un menú exquisito que reunía todos los ingredientes necesarios. Pegada y oportunismo con Paco Alcácer, y magia, verticalidad, descaro y gol con las dos jugadores que más diferencias marcan en ésta selección, Gerard Deulofeu, y Jesé Rodríguez, 19 años (26 de Febrero de 1993, Las Palmas de Gran Canaria, España), que ha destapado el tarro de las esencias, siendo fundamental con su juego y sus goles para que España se adjudicara el campeonato. Jesé juega desde los 14 años en la cantera del Real Madrid, antes lo hizo en los modestos equipos canario del El Pilar F.C. Y A.D. Huracán. En la 2010-2011 anotó 17 goles en el equipo juvenil, lo que le valió para ser ascendido al Real Madrid Castilla la temporada pasada, convirtiéndose en uno de los jugadores claves del conjunto que arrasó en 2ª B y consiguió el ascenso de forma holgada. En Marzo de éste mismo año debutó con el primer equipo en un encuentro de Liga ante la Real Sociedad. Con la selección, Jesé ha vestido la roja en categoría sub-16, sub-17, sub-18 y sub-19, con la que además se ha adjudicado la bota de oro de este torneo.

Jesé es un atacante diestro, que puede actuar escorado en banda, especialmente en la izquierda, para trazar diagonales desde dentro hacia fuera en busca de la portería contraria. También puede actuar más centrado, haciendo las veces de “falso 9”, o como segunda punta. Posee excelentes recursos técnicos, uno de los aspectos que lo hacen un futbolista diferente, de esos en los que prima la creatividad, el espectáculo y la fantasía. Fuerte, explosivo y con un gran cambio de ritmo, tiene muy buen regate en espacios cortos. Con muy buen disparo, no lo duda en cuanto tiene la ocasión de pegarle a puerta. Otra de sus cualidades que lo convierten en un jugador muy completo, aunque con margen de mejora aún, es su gran olfato goleador y facilidad para definir ante el meta rival, acostumbrando a finalizar de maravilla y y demostrando una gran sangre fría en el uno contra uno.

Éste es el grueso de la España sub-19 campeona de Europa, sin olvidar a algunos 'cracks' de éste equipo, de los que ya hablamos en su día, como Oliver Torres, Gerard Deulofeu o Paco Alcácer, y otros que también han contribuido al éxito y que aspiran a hacerse un nombre en el primer panorama futbolístico, como el guardameta del Villarreal Adrián Ortolá, 19 años, (20 de Agosto de 1993, Alicante, España), el lateral derecho del Atlético de Madrid Javi Manquillo, 18 años, (5 de Mayo de 1994, Madrid, España), o el delantero malaguista Juan Miguel Jiménez 'Juanmi', 19 años, (20 de Mayo de 1993, Málaga, España), que forman parte de una generación que tiene en sus manos el seguir prolongando en el tiempo el sueño que actualmente vive el fútbol español.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada