martes, 20 de agosto de 2013

Zakaria Bakkali

Un lustro después de hacerse por última vez con la el título de campeón de la Eredivisie, el PSV aspira a volver a recuperar el cetro del balompié holandés, a la par que también anhela obtener un billete que le permita participar en la próxima edición de la Champions League. Para ello, el club del Philips Stadion ha decidido encargar tan ilusionante proyecto a Phillip Cocu –quién ya ocupara este puesto de forma interina en 2012- y plagar la plantilla de gente muy joven, con un tremendo futuro y hambre de triunfos. Tal es la lozanía que rezuma el cuadro de Eindhoven, que en la previa de Liga de Campeones frente al Zulte Waregen la media de edad del once utilizado por Cocu era de 20,9 años. Ahora, jugadores de exiguo recorrido en la élite, como son Karim Rekik, Joshua Brenet o Adam Maher –este con algo más de experiencia tras su gran temporada en Alkmaar- serán piezas importantes en el esquema de Cocu, aunque hasta el momento, las miradas se las está llevando Zakaria Bakkali, un adolescente de apenas 17 inviernos (26 de Enero de 1996, Lieja, Bélgica), que está sorprendiendo a todos con una irrupción meteórica.

Zakaria Bakkali es la última perla de la cada día más prolífica escuela belga, que desde bien pequeño ha dado buena muestra de su talento. Su primer equipo fue el RFC de Lieja, en el que estuvo desde el 2003 al 2005. De ahí partió a la cantera del Standard, donde los técnicos del PSV lo ‘cazaron’ para incorporarlo al club tulipán en el año 2008, incorporándose Bakkali a las divisiones menores del conjunto de Eindhoven. En 2011 fue elegido en la Nike Cup como mejor jugador joven del mundo. Dicho trofeo se disputó en la ciudad de Manchester, y por entonces ya se hablaba de un posible interés del City en llevarse al emergente genio belga. Hace pocos meses participó en el torneo de Toulon con la selección de Bélgica para menores de 21 años, donde a pesar de que no fue un titular indiscutible, sí dejó detalles más que interesantes que ahora está confirmando con el primer equipo del PSV. Con ascendencia marroquí, Bakkali parece tener claro que su selección es la belga, camiseta que ha defendido en categoría sub-15, sub-16, sub-17, sub-21 y ya ha sido llamado por la selección absoluta, con la que fue convocado recientemente para el amistoso ante Francia.

Zakaria Bakkali es un volante de perfil netamente ofensivo, que puede hacer perfectamente las veces de extremo, escorado generalmente a la banda derecha, aunque también lo podríamos encontrar en el carril central, con una mayor libertad de movimientos. Pequeño, ágil, dinámico, y con unas piernas bastante poderosas, Bakkali encuentra en la rapidez una de sus grandes armas, haciéndolo todo a gran velocidad. De excelente relación con la pelota, le gusta llevarla muy pegadita al pie, siendo capaz de ir muy rápido en carrera y a la vez conduciendo con gran precisión, pero en ocasiones se excede en la posesión, debiendo aprender a soltarla antes. De regate eléctrico, es diestro, aunque a decir verdad maneja ambas piernas con notable destreza, esto le hace poder salir por ambos perfiles a la hora de desbordar. Mucho dinamismo en la zona de tres cuartos, donde es habitual verle permutar de posición durante el partido, no es reacio a intervenir en la creación, donde demuestra una buena capacidad combinativa. No se esconde en el trabajo defensivo, aunque a veces se muestra algo tosco y demasiado vehemente en la presión. Le gusta ejecutar el disparo a portería, sabedor de que tiene un poderoso golpeo con ambas piernas. Su facilidad goleadora ha hecho que su fútbol se manifieste con mayor rotundidad, de hecho ha anotado 5 goles en los 4 partidos oficiales que ha disputado con el PSV.

La progresión de Zakaria Bakkali no pasa desapercibido para nadie, pero el PSV anduvo hábil el año pasado, ampliando su contrato el 2015.  Ahora, el joven belga empieza a destapar el tarro de las esencias, confirmándose como uno de los grandes estiletes de este remozado PSV, con el que ya ha batido el record de precocidad en anotar un hat-trick en la Eredivisie, y apuntando a una selección, la de Bélgica, que espera con los brazos abiertos al enésimo talento que ha sido capaz de producir en los últimos tiempos, como Marruecos e incluso Holanda, intentan seducir al joven Zakaria para que defienda a sus respectivas naciones.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada